Despedida a Martín Elizalde: un creador esencial de nuestra escena musical.

0
82

Pilar esencial de la escena musical independiente de Argentina, Martín falleció en las primeras horas del domingo. Desde Música BA lo conmemoramos y le rendimos tributo con cariño.

Con gran tristeza, recibimos la dolorosa noticia del deceso de Martín Elizalde, un destacado exponente del ámbito musical independiente argentino, a quien tuvimos el privilegio de presentar y disfrutar en diversas locaciones de la Ciudad. Su partida, a la edad de 45 años, ocurrida en las primeras horas del domingo, deja un hueco insustituible en el panorama musical que él mismo contribuyó a enriquecer, pero también lega una obra fascinante por descubrir y apreciar.

Nativo de la Ciudad de Buenos Aires, Martín fue un músico de rock que dedicó más de dos décadas a narrar historias; su lugar era el del cronista artístico de su época. En su trayectoria se destacan sus influencias, que abarcan desde el “Nuevo Periodismo” liderado por autores como Tom Wolfe, hasta la obra de cantautores como Bob Dylan, Joan Manuel Serrat y, especialmente, Andrés Calamaro. Su presencia, tanto al frente del innovador grupo Falsos Profetas como en su carrera en solitario, marcó una etapa crucial en la música de la Ciudad.

Martín fue un creador prolífico y curioso. Además de su destacada discografía con su banda, publicó en 2014 la novela No hay nada de romántico en Buenos Aires. Luego, en su carrera como solista, nos brindó álbumes inolvidables como La distancia perfecta, Llueve. Es de Noche. Es Verano, La Parte Que Olvidamos y A La Hora Del Calor.

Hace apenas unos días, adelantó un nuevo sencillo, Por Que Rías, una hermosa composición creada junto al gran compositor Jorge Serrano, de los Auténticos Decadentes.

Martín supo desarrollar un estilo único que fusionaba elementos del rock, el tango y las melodías de trovadores del mundo. Sus canciones, que elogiaban la soledad, el amor y el transcurso del tiempo, exploraban problemáticas universales con una perspectiva contemporánea. Aunque la estética de sus discos evocaba épocas pasadas, su obra estaba impregnada de retratos contemporáneos, convirtiendo sus creaciones en piezas atemporales.

Se nos fue Martín, pero nos deja su música, su dedicación a crear y su inmenso amor manifestado en forma de canciones que seguirán permitiéndonos recordarlo.