ERNESTO ABÁLSAMO

0
918

FALLECIÓ EL PERIODISTA E HISTORIADOR ERNESTO ABÁLSAMO

Hombre del Boedo Antiguo, había nacido en 1930 en la calle México 3271, creció –como el mismo lo escribió – rodeado de tangos. Es bueno recordarlo con sus propias palabras que, bajo la dedicatoria de “A mi Boedo”, escribiera en el capítulo inicial de su libro Crónicas de Tango que presentara a través de Editorial Magnus en 2004. Alli entre otros conceptos expresa:
“ …en mi niñez, en medio de las penurias de esa época, me apasionaron la música y las letras de los tangos, que oía cuando los cantaba mi madre, mientras lavaba la ropa en la pileta del patio, o mi padre, cuando se afeitaba o le limpiaba la jaula a los canarios, o a través de las viejas radios, aunque por entones no muchas familias las tenían. Así fue como empecé a escuchar que contaban vivencias de la gente del pueblo, que uno veía y vivía a diario, que formaban parte de la vida cotidiana. Por eso se pretende en esta obra resumir experiencias y recordar a todos lo que, de una forma u otra hicieron algo por el tango…..

Esa sencillez con que aborda el inicio de una obra que, en 400 páginas, sintetiza en 16 capítulos la historia, la vida y obra de nuestra música ciudadana es la que caracterizó su vida, austero y respetuoso supo ganar amigos en todas las actividades que abordó. Periodista nato, trabajó entre otros, en La Prensa, Somos y La Nación, siempre abordando temas económicos. Mientras lo hacia, paralelamente, reunía información, testimonios e investigaciones personales, que reunió en el libro citado, producto esencialmente de su pasión por el tango. Crónicas de Tango es hoy una de las fuentes imprescindibles donde abrevamos todos quienes deseamos adentrarnos en la historia del tango y sus protagonistas.
Quienes le conocimos conservaremos de él el mejor de los recuerdos.